La importancia de la medición del aire

Sí, la gran mayoría de cosas que nos ha traído esta pandemia mundial han sido negativas. Pero, el coronavirus nos ha hecho ver la importancia que tiene la calidad del aire en interiores. 

Antes de la llegada de la pandemia a nuestras vidas, la mayoría de nosotros pasábamos más del 80% de nuestro tiempo en espacios cerrados y la OMS (Organización Mundial de la Salud) llevaba años advirtiéndonos de que, con malas condiciones, el aire del interior podría ser hasta 10 veces más contaminante que el exterior. 

Tras muchos meses de estar trabajando desde casa, la vuelta al trabajo presencial ha provocado que, además de adaptar nuevas medidas higiénicas para evitar el virus, se garantice una buena calidad del aire en los espacios cerrados como las oficinas, espacios de trabajos, centros educativos o zonas de ocio. 

¿Por qué es importante garantizar una buena calidad del aire en espacios cerrados?

Como te hemos adelantado, la OMS lleva años advirtiendo de las consecuencias de esto. Por ejemplo, en el caso de las oficinas, una mala calidad de aire provoca menos productividad y graves consecuencias en la salud de los empleados. Con una mala ventilación, los virus campan a sus anchas y, lo más grave, la exposición a partículas PM2,5 que reduce la esperanza de vida unos 6 meses. (Dato del Centro de Investigación en Epidemiología Ambiental (Creal))

¿Qué debemos tener en cuenta para asegurar una buena calidad del aire en interiores?

Los cuatro factores principales son: Dióxido de carbono (CO2), temperatura, humedad y grado de ocupación en la estancia. 

Existen cantidad de productos tecnológicos que ayudan a conocer cuáles son las condiciones ambientales de un espacio cerrado y, en caso de una irregularidad, alertar de la necesidad de poner en práctica medidas que mejoren la calidad del aire 

Dióxido de carbono (CO2)

El CO2 es un gas que todos producimos y aspiramos como resultado de nuestro metabolismo. Cuando los niveles de este son elevados, es señal de que la ventilación es deficiente. La norma establece la expectativa normal para el nivel de CO2 en interiores a 400-600 ppm, que es ligeramente superior a los niveles normales en el aire exterior (400 ppm). 

Por ejemplo, en las escuelas, la norma UNE-EN 13779 recomienda que la concentración de CO2 no sobrepase los 500 ppm. 

Temperatura y humedad

Son dos variables muy unidas. Muchos locales cuentan con una temperatura agradable, pero con una humedad muy baja, lo que no sería una condición muy óptima para evitar la transmisión de virus. 

No se sabe mucha información, pero se estima que la transmisión del virus es más fácil cuando la humedad es inferior al 40 %. 

En cuanto a la temperatura, se recomienda tenerla entre los 20 y 24 °C. 

Ocupación de la estancia

Por supuesto, una de las medidas más importantes contra la pandemia es la limitación del aforo tanto en oficinas, escuelas, locales de hostelería… Cuantas menos personas, mejor. 

Es momento de actuar. La ventilación y la purificación del aire es una medida crucial y facil de aplicar para prevenir la propagación del virus. Además, con ello no solo logras minimizar los contagios por COVID-19, sino que crearás un entorno más saludable que favorecerá el estado físico y mental de las personas. 

Purificación del aire con Virus Protec

En nuestra tienda online podrás encontrar varios modelos para purificar el aire en espacio cerrados.

El uso de luz ultravioleta de corto espectro y concretamente la longitud de onda de 254nm está demostrada como un sistema germicida altamente efectivo desde hace decenas de años.

El aplique de la gama VirusProtec AIR-UVC-protec toma aire por la parte superior y lo hace pasar por todo el largo del tubo germicida, eliminando virus, bacterias y hongos en suspensión. El ventilador del equipo fuerza la corriente de aire, ya tratado por UVC, a salir por la parte delantera del equipo.

La luz ultravioleta de espectro C, no supone ningún problema para el usuario al quedar en todo momento dentro del producto y por tanto permite, a diferencia de otros sistemas, estar constantemente en funcionamiento, ayudando a tener un ambiente limpio de microorganismos.

Especialmente indicado para su colocación en industria alimentaria, centros hospitalarios, centros públicos, centros escolares y negocios abiertos al público.

 

 

Deje un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con un *.